top of page

Mendoza registra la tasa de mortalidad infantil más baja de la historia

La tasa es de 7,5 cada 1.000 nacidos vivos. El dato es el más bajo desde que se mide este indicador en la provincia.


Este jueves, se conoció en la provincia un informe sobre la Tasa de Mortalidad Infantil (TMI) en Mendoza. Lo datos los dio a conocer la ministra de Salud, Desarrollo Social y Deportes, Ana María Nadal. En 2019, la tasa fue de 8,1 por mil niños nacidos vivos y el año pasado bajó a 7,5.


En números absolutos, significa que en 2020 se registraron 23.464 nacimientos, lo que implica 3.962 menos que en 2019. Esto tiene que ver con las políticas públicas de salud sexual y reproductiva implementadas desde el Ministerio de Salud, las que permiten que las familias planifiquen los nacimientos.


Según explicó la funcionaria, la tasa de mortalidad infantil es un indicador fundamental del estado de salud de la población. Cabe aclarar que la mortalidad en la provincia se estudia todos los años y, luego, cada tres años para buscar el análisis de la tendencia de la serie. Si se observa año a año se produjeron 47 defunciones menos que en el 2019. El 75% de las muertes infantiles ocurrieron en los primeros 27 días de vida. Las causas fueron perinatales (51%), 38% malformaciones, 3% externas y 1% infecciosas.


Al respecto, la directora de Maternidad e Infancia de la Provincia, Mónica Rinaldi, resaltó que el dato no es menor, ya que se produce en plena pandemia: “Todos los equipos prenatales en cada una de las regiones sanitarias realizaron grandes esfuerzos para atender de la mejor manera los embarazos en el territorio”.


Rinaldi remarcó que las estrategias más relevantes para este logro fueron “el fortalecimiento de la regionalización, el sostenimiento de los controles prenatales a pesar de la pandemia, continuidad de los cuidados garantizando turno en atención primaria desde el alta de la maternidad (alta conjunta) tanto para el niño como para la madre#.



Maternidades seguras

De los 23.464 nacimientos el 54% se realizó en efectores públicos y el 46% en privados. La tasa de prematurez del 6% y la tasa de extremo bajo peso al nacer es del 1,1%, este último grupo es el que más riesgo tiene de morir en el primer año de vida.


En lo que respecta a defunciones infantiles, fueron 176 en 2020, es decir 47 menos que en 2019. De este modo, la tasa de mortalidad queda en 7,5 por mil nacidos vivo.

En tanto, las defunciones maternas en 2020 fueron 8 y de éstas, 3 fueron por COVID-19, y el índice de mortalidad materna quedó en 3,4 por 10 mil nacidos vivos.


Datos históricos | La mortalidad materno-infantil:

  • 2010: 11,4

  • 2011: 9,6

  • 2012: 9,3

  • 2013: 9,7

  • 2014 y en 2015: 8,5

  • 2016: 7,7

  • 2017: 7,5

  • 2018: 8

  • 2020: 7,5

Commentaires


bottom of page